el facismo de la polarización criminaliza a los que luchan por la tierra urbana.

Categoría: ¡Ahí están, esos son!,foto plana |

Aana Wainjirawa

El signo de este tiempo parece ser la criminalización y el quiebre de las dignidades, y ese propósito, hay que entenderlo bien, no es una lucha de el bien contra el mal, según lo entiende y vende cada lado de la polarización. Criminalizar, invisibilizar, usar los esfuerzos de otro para sus propósitos, hacerse de un símbolo de lucha asimilándolo a punta de real y prebendas es un signo constante y coincidente en ambos lados de la polarización del poder.

Es fácil este propósito cuando quieren presentarte fuera de la ley: los operadores de ambos bandos se reparten las carpetas policiales y juegan a las barajitas con las fotos de reseña. está de moda el acusarse de criminales el uno al otro, pero lo que es un acuerdo es que todo aquel que no entra en el juego del poder es un bandido y debe ser preso o asesinado. Luego, muy convenientemente pudiérase rescatar su memoria para algún acto cultural, algún sombrero artesanal de moda o el nombre de alguna plazoleta. Para ponerte fuera de la ley los carteles que operan en la policía y en el poder judicial están coordinados y trabajan para ambos lados de la polarización del poder. matarte luego, es lo más fácil y de menos papeleo.

En el caso de los “sin techo” en Lara y en Caracas, de los que luchan por la tierra no hay lugar a dudas, sus esfuerzos colectivos deben desaparecer, desmantelarse, asimilarse a la franquicia gubernamental de “pobladores” o morir. Su memoria debe ser parte de las historias de policías y ladrones. La lucha social no debe tener un estatus comunicacional, para eso están las páginas rojas y las de sucesos.

Y en esto están de acuerdo los dos bandos en los que el fascismo está bien repartido, además tienen a la clase media aterrorizada cómo público consumidor de su mierda en las redes sociales y periódicos, sea chavista u opositora es consumidora de sucesos y de historias criminales. Mientras mas las consumen más se sumen en la inutilidad y en la estupidez, más se alejan de la verdadera solidaridad y ponen el corazón para placebos y consuelos.

Mientras tanto los luchadores se convierten en bandidos para el mundo, y “el mundo” son los medios de comunicación y las redes sociales. pero en las escuelas de los barrios de este país y en los campos hay bandidos locales que son héroes de los niños.

Publicamos una muestra de como la clase media fascista “conoce y reconoce al hampa” y se suma a la criminalización de los que luchan propiciando su exterminio. Estos son las fotos de la página fascista, conoce al hamapa, capitulo Lara, donde ponen a los detenidos y torturados ilegalmente del disuelto Frente de Inquilinos y Ocupantes cómo criminales.

frio

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.